Loading...

miércoles, 17 de febrero de 2016

LA SERPIENTE, LA PALOMA Y EL ÁGUILA



" Deben ser audaces como la serpiente y humildes como la paloma", recomendó Francisco a los jóvenes  desde Morelia.

Sorprende la reivindicación papal de la serpiente demoniaca.  La que empujó a Eva a morder el fruto prohibido, pecado original que derivó en la Caída al.Valle de Lágrimas o de la Historia, reino de la necesidad y la posibilidad.

La imagen del reptil y el ave  utilizada por el Papa,  remite a  la  de nuestro escudo nacional.

 En el imaginario colectivo mexicano, la audacia de la serpiente es superada por el ojo,  la garra y  el vuelo del águila que de humilde no tiene nada.

Aunque hay quienes  creen que  en la realidad los papeles han sido  invertidos y es la serpiente  la que devora al águila.